Noticias

Escuela de Nutrición y Dietética refuerza su claustro académico

Este año se incorporaron dos profesoras con grado de magíster y una académica PhD.


 















Tres nutricionistas con estudios de postgrados se incorporaron al equipo de profesores de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Valparaíso.
 
Se trata de las académicas Marcela Vizcarra, nutricionista y doctora en Salud Comunitaria de la Universidad de Illinois, en Estados Unidos y sus colegas Kathleen Priken e Isabella Vicuña, ambas con grado de Magíster en Nutrición de la Pontificia Universidad Católica de Chile.

 
El director de la Escuela de Nutrición y Dietética de la UV, Rafael Jiménez, explicó que la medida obedece a la necesidad de reforzar el equipo académico, para dar cumplimiento a los compromisos en las diferentes áreas de desarrollo: pre y postgrado, investigación, vinculación con el medio y asistencia técnica y científica.


“Necesitamos crecer en nuestra oferta de postgrado, incrementar la productividad científica, cumplir con las demandas del medio y, particularmente, cubrir necesidades de docencia en el pregrado, como exigencia de nuestra estructura de asignaturas colegiadas”, sostuvo el director.
 
Jiménez agregó que las nuevas académicas contribuirán en todas las áreas, fortaleciendo las líneas curriculares de “Nutrición clínica” y “Nutrición comunitaria” en el pregrado.
 
De esta manera, el claustro académico quedó conformado por 21 académicas y académicos, diez con grado de doctor o doctora e igual número de docentes con grado de magíster.

 
“Se debe tener en consideración que de esta dotación, nuestra Escuela contribuye con dos cargos de alta dirección: la decana de la Facultad, Marcela Alviña y el director de Innovación y Transferencia Tecnológica, doctor Alejandro Dinamarca”, destaca el director de la Escuela de Nutrición y Dietética.

 
Nuevas académicas
Por su parte, la doctora Marcela Vizcarra, especialista en obesidad infantil y comportamientos alimentarios con un abordaje socio-ecológico, adelantó que “me he centrado en investigar a nivel familiar la socialización parental en la alimentación de preescolares en Chile, con el objetivo de entender el rol de los estilos parentales de alimentación y prácticas parentales de alimentación en el estado nutricional de niños preescolares de familias vulnerables”.

Acotó que “entender la socialización parental en la alimentación, así como también las influencias a nivel familiar en este proceso, contribuye a desarrollar programas centrados en la familia orientados a mantener un estado nutricional saludable en niños y prevenir obesidad infantil”

En la misma línea, la académica Kathleen Priken señaló que en docencia se especializó en el área clínica y en investigación su enfoque se orienta al manejo dietoterapéutico de enfermedades crónicas no transmisibles, especialmente diabetes, enfermedad de hígado graso, obesidad, enfermedades tiroideas, entre otras.


“Tomo este nuevo desafío laboral con mucho entusiasmo y motivación. Me siento muy feliz de ser parte del cuerpo docente y espero contribuir al constante desarrollo de la Escuela. En relación al área de docencia, a la promoción de la nutrición basada en evidencia, así como potenciar las competencias de investigación en los estudiantes. Pretendo colaborar en la unidad de postgrado con el desarrollo de postítulos y por otra parte, en relación al área de la investigación, mi objetivo es contribuir a la línea de “Alimentación y enfermedades crónicas no transmisibles” de la Escuela, a través de proyectos de investigación y publicaciones asociadas, lo cual también aporta a la evidencia utilizada en docencia de esta respectiva línea.

 
Finalmente, la profesora Isabella Vicuña, indicó que el área de docencia que ha desarrollado se centra en el ámbito clínico, y en investigación ha definido una línea de trabajo en el área de “Alimentación y enfermedades crónicas”, haciendo énfasis en ensayos clínicos en enfermedades o condiciones endocrinas, como resistencia a la insulina, diabetes e hipotiroidismo. Actualmente forma parte del equipo de la línea clínica de la Escuela.

 
“Me siento comprometida y entusiasmada de contribuir al trabajo desarrollado por la Escuela de Nutrición. Asimismo, la posibilidad de insertarme en este equipo de trabajo es una gran oportunidad de aprendizaje personal y profesional. El énfasis de mis actividades estará puesto en contribuir al desarrollo de la docencia y nuevas estrategias, que se adapten a las necesidades de aprendizaje, como también, continuar ejecutando proyectos de investigación que aporten a los contenidos de docencia, contribuyan a la comunidad y a las competencias de investigación de los estudiantes, que son partícipes de éstas”, puntualizó.